Italia

10 consejos útiles para enamorarse de Venecia

consejos-utiles-venecia

Venecia es una ciudad bellísima rodeada de un halo casi místico que no sólo la convierte en uno de los lugares más visitados del planeta, sino también en uno de los más deseados por cualquier turista o viajero que se precie. Y eso que la Serenissima tiene esa especie de “maldición” que provoca que grandes viajeros la desechen por considerarla demasiado turística. ¿Es esto cierto? Pues sí… y pues no… Pero es algo sobre lo que hablaremos en otro artículo.

Ahora lo que tocar en entrar en harina, aunque la versión veneciana de esta frase hecha debería ser “entrar en los canales”. No. No existe. Nos la acabamos de inventar, pero nos venía que ni pintada para arrancar con una lista de diez consejos útiles que harán que te enamores (aún más) de Venecia.

Si no puedes resistirte más consulta el chollazo de viaje a Venecia que hemos publicado hace unos días.

venecia italia rialto san marco puente canal
Ponte di Rialto

10 consejos para descubrir Venecia

La ciudad de los canales, del carnaval, de Rialto, de San Marco, de Giacomo Casanova, de los museos, de las góndolas… no se puede ver en un día. Tampoco en una semana. Seguramente una vida sea poco tiempo para descubrir qué esconde cada rincón. Pero como imaginamos que querrás conocer algunos otros lugares del mundo, tendrás que aprovechar muchísimo el tiempo. Son varias veces las que hemos estado en la Laguna y ojalá nos hubieran contado estos pequeños grandes secretos cuando estuvimos la primera vez.

Son diez consejitos que hemos repartido en tres grandes bloques: cuestiones prácticas, moverse por la ciudad y la verdadera Venecia.

Y si antes quieres saber cuánto puede costar viajar a Venecia consulta aquí los vuelos.

Cuestiones prácticas

Partimos del hecho de que ya estás en Venecia. Si has ido en avión hasta alguno de los aeropuertos cercanos, podrás llegar en autobús, tren o incluso en lancha. Todo muy sencillo. Si has decidido ir en coche, tendrás que dejarlo en alguno de los parkings de Piazzale Roma. Y a partir de ahí, empieza la diversión.

1 Alojarse en el centro

Seguro que has oído mil veces que dormir en el centro de Venecia es carísimo y que no merece la pena. Pues la gran verdad es que, aunque puede serlo, no tiene por qué ser carísimo. Y lo más importante: no sólo merece la pena, sino que nuestra experiencia dice que es imprescindible. Y ojo porque no hace falta buscar un hotel en la misma Plaza de San Marcos ya que en cualquier lugar donde te alojes estarás como máximo a media hora andando o en vaporetto de la famosísima plaza.

El problema de dormir en Mestre para ahorrar, como se recomienda en muchas guías, es que tendrás que sumar gasto de trasporte hasta Venecia cada día. Sin embargo, ni siquiera ese factor es el importante. Lo más trascendente es que perderás no menos de una hora y media todos los días. Hora y media por la mañana… y otro tanto por la tarde.

¿Qué significa esto de forma directa? Que si tenías pensado ver la ciudad en tres días, deberás quedarte cinco para pasar el mismo tiempo pateando las calles. Y si tienes que pasar dos noches más, lógicamente son dos noches más de gasto.

Además, tampoco podrás disfrutar de la Venecia nocturna, una experiencia absolutamente imprescindible.

2 Comer barato

2018 empezó con una noticia que llamaba la atención: cuatro japoneses habían pagado más del 1.000 euros por una comida. Obviamente fue una estafa escandalosa. Sin embargo, es cierto que sentarse en un restaurante mirando al Puente de Rialto no es barato. Y qué decir del famoso desayuno del Florian que supera los 40 euros…

De todas formas, no te alarmes antes de tiempo. Tu cartera puede sobrevivir perfectamente porque entre los canales también puedes encontrar rincones donde te resultará más barato salir de tapas que por Bilbao o Madrid. Y no es ninguna broma. Consulta nuestro artículo “Comer por 5 euros en Venecia es posible” para encontrar algunos nombres que no te puedes perder. Comida muy rica, rápida y barata. Y no olvidamos que también podrás tomar un aperol spritz por menos de 3 euros o un vino más que presentable ¡por menos de 1 euros!

Dos bocadillitos y dos vinos por 3,20 €

3 Llevar botas de agua en invierno

Mientras se terminan de construir unas megacompuertas a la entrada de la laguna, ocasionalmente se produce el fenómeno de l’acqua alta. Vamos, que la ciudad se inunda por todos los lados. En esos casos si llevas unas botas de agua en la maleta, tu vida mejorará notablemente mientras estés allí. Puedes comprarlas en casi cualquier tienda, pero no esperes encontrarlas a precio de saldo.

Las inundaciones pueden producirse en casi cualquier momento del año, pero es mucho más probable en invierno. Lo bueno, dentro de la incómoda situación, es que las previsiones suelen moverse con mucha antelación. Traducido: antes de ir infórmate bien y no tendrás ningún problema. De hecho, no hace falta decir que con tus botas de agua y la Piazza San Marco inundada las fotos van a ser espectaculares.

venecia italia suspiros puente canal
Ponte dei Sospiri

Moverse por la ciudad

A la hora de moverse por Venecia hay varias cosas que hay que tener en cuenta. Muchos han escuchado que no existe el tráfico rodado en la ciudad, pero no son conscientes de verdad hasta que llegan. Por eso, no está de más recordar que no se trata de una ciudad peatonal. Lo que ocurre es que no se puede circular con vehículos de ruedas. Las calles empedradas, lo estrecho de todos los pasos y los cientos de puentes que hay que cruzar (con sus correspondientes escaleras) lo hacen del todo imposible.

Así que sólo podrás moverte de dos maneras: andando o navegando.

4 Caminar y perderse

Lo mejor que puedes hacer en Venecia es caminar, caminar y no parar de caminar. Los puntos más famosos son relativamente fáciles de alcanzar. Es más, por toda la ciudad hay carteles que indican la dirección al menos para Piazzale Roma, Ferrovia, Rialto, Accademia y San Marco. Así que no es tan complicado como suele pintarse.

¿Y qué ocurre cuando buscas cualquier otro lugar? Cruza los dedos y sigue andando. Puede que estés a 50 metros de lo que buscas y que veinte minutos sin parar de dar vueltas no hayas conseguido llegar. Lo importante es que no pasa nada. Ese recorrido casi sin rumbo te habrá permitido descubrir un montón esquinitas que no aparecen en ninguna guía y que te dejarán sin palabras.

Así que piérdete sin miedo. Será una de las mejores decisiones, incluso si te pierdes sin querer…

5 Disfrutar un crucero en el vaporetto

El Gran Canal es un batiburrillo de embarcaciones a todas horas. Durante el día te recordará a una autopista y por la noche el paso silencioso de los vaporetti tiene algo de mágico. Montarse en uno de esos “autobuses” es la forma más económica de disfrutar de un crucero por bajo los grandes puentes venecianos. Además, es un must porque es mucho lo que verás desde el agua que no se puede ver caminando.

Los precios han subido en los últimos años y no es barato poder subirse y bajarse, pero es algo que tendrás que pagar. Eso sí, el billete normal de 7,50 € para utilizarlo durante 75 minutos no es nada rentable. Mira los bonos para los días que vayas a estar porque ahorrarás bastante: dos días 30 euros, tres días 35 o una semana 50.

De todas formas, aunque nos parece realmente útil contar con uno de estos bonos, el Gran Canal tiene una forma similar a un “2”. ¿Por qué decimos esto? Porque ese doble meando provoca que para algunos trayectos vayas a llegar antes andando que en vaporetto.

6 Góndolas y traghettos

El traghetto es la góndola low cost. Es el mismo estilo, pero simplemente para cruzar de un lado a otro del Gran Canal. Hasta hace poco era la forma económica de tener una foto que aparentaba ser gondolera. Sin embargo, los tiempos de pagar 50 céntimos han pasado a la historia y nuestra última referencia fue de 2 euros por persona y trayecto.

Las góndolas son preciosas, majestuosas, elegantísimas… Todos tenemos en la cabeza un canal solitario y un gondoliere cantándonos “Oh, sole mio”. La realidad no suele ser ésa, pero ya publicaremos otro artículo en el que destrozaremos el mito. Aun así, si tienes la ilusión de dar un paseo, hazlo. Tiene su gracia, pero recuerda regatear. Regatear mucho. Cuanto más lejos queden julio y agosto, más podrás regatear.

Hay quien recomienda reservar el paseo por internet con antelación. No lo vemos muy claro. Ten en cuenta también que hay gondoleros por toda la ciudad y siempre será más sencillo encontrar uno libre y más predispuesto al regateo en pequeños canales alejados de San Marco.

venecia libreria acqua alta canal italia
Interior de la Libreria Acqua Alta

La verdadera Venecia

Una vez que hayas visitado la Basílica, el Palazzo Ducale, Rialto, la Accademia, hayas pagado 5 euros por un expresso, 12 por una cerveza y te hayas hecho miles de selfies en la Piazza San Marco apuesta por algunas cosas que te harán ver la verdadera Venecia que se esconde tras el decorado.

7 Habla con los venecianos

Una de las grandes mentiras que se compra con facilidad es la de que los venecianos son hoscos y poco amables con el turista. Nosotros hemos paseado sin prisa por calles donde los locales se refugian de los acelerados coleccionistas de fotos. Hemos charlado con ellos, nos hemos reído, nos han aconsejado con pasión, hemos conocido esa trastienda llena de secretos de una ciudad impresionante…

Podemos asegurar que escuchar de primera mano a los venecianos su opinión del modelo turístico que en ocasiones casi les echa de sus propias casas cambiará tu perspectiva de lo que ves. Compartiendo un vino con un hombre de casi 90 años, le decíamos que debería haber más luz en la noche veneciana. Su respuesta fue sorprendente. En su opinión, se había multiplicado de forma innecesaria en los últimos 20 años. Sorprendidos insistimos en que seguía siendo oscura y nos rebatió alegando que “quien va por las calles de Venecia a ciertas horas no está buscando nada bueno y no hay por qué pagar entre todos la iluminación para una persona así”.

8 Una noche en las islas

Murano y Burano son las islas más famosas de entre todas la aledañas al centro de Venecia. La visita es obligada, pero te recomendamos dormir una noche en cualquiera de las dos. La sensación de insularidad y de lugar enigmático te fascinará. Si durante el día acostumbran a ser sitios muy tranquilos, te costará imaginar como pueden ser de noche.

Si tenemos que elegir entre las dos islas, nuestro corazoncito siempre estará con las fachadas de colores vivos de las casas buranesi.

9 La librería Acqua Alta

Hoy en día ha corrido bastante la voz y cada vez queda menos del secretismo que envolvía hasta hace relativamente poco a nuestra librería favorita del mundo. La Libreria Acqua Alta es un lugar tremendamente especial. Está situada junto a uno de los canales en el barrio de Castello. Su nombre lo da el hecho de que cuando sube el nivel del agua toda ella queda inundada.

Libros, libros y más libros se acumulan sobre bañeras, barcas e incluso góndolas. Aunque cada vez se está convirtiendo decorado para los visitantes que sólo buscan tachar lugares de una lista, dedícale un buen rato. Aprovecha para sentarte en una esquina a hojear algún libro o revista, sube las escaleras hechas de enciclopedias destrozadas por el agua para ver el canal o charla con su dueño, un hombre mayor siempre dispuesto a una buena conversación.

10 Hazte tu propia máscara

Y si el Carnaval de Venecia es uno de los más famosos del mundo, también lo son sus máscaras. Las hemos vinculado siempre a la celebración, pero en la Repubblica di Venezia se usaban en la vida cotidiana y sobre todo en la política. De hecho, estaba establecido por ley cuando se podía, cuando no se podía y también cuando se debía utilizar una máscara.

No pierdas el tiempo con mercaderías de plástico. Si quieres una de verdad entra en alguno de los talleres artesanales. Podrás encontrar una máscara auténtica sencillita a partir de 10 euros. Te recomendamos Ca’Macana. Pregunta por Davide para que te cuente todos los secretos de este arte tan veneciano o atiende a un curso y pinta tu propia máscara. Por cierto de este taller del barrio de Dorsoduro han salido las máscaras utilizadas en películas como Eyes wide shut, 50 sombras más oscuras o Casanova.

venecia mascara carnaval italia canal puente
Máscaras de Ca’Macana

¿Has estado en Venecia? ¿Qué añadirías a esta lista de diez consejos? Si no has estado… ¿¡a qué estás esperando?! 😉

0 Comentarios
Comparte

Responde tu comentario:

Your email address will not be published. Required fields are marked *