Colombia

San Jacinto: el pueblo de las gaitas y la hamaca grande

san-jacinto-la-gaita-y-la-hamaca-grande

San Jacinto es un pueblo rodeado de montañas de la provincia de Bolivar (Colombia). Tiene raíces africanas e indígenas y es cuna de juglares como Los Gaiteros de San Jacinto. Si quieres ver folclore y cultura colombiana sin duda este es el pueblo que debes visitar.

¿Cómo se llega a San Jacinto?

Desde Cartagena de Indias hay que ir a la estación de autobús de la ciudad. Tienes que ir con bastante tiempo de antelación porque se tarda unos 45 minutos desde el centro de Cartagena a la terminal. Puedes ir de maneras diferentes:

En autobús

Si vas desde Cartagena de Indias necesitas haber comprado la tarjeta de autobús y haberla recargado con dinero. El autobús urbano puedes tomarlo en la avenida de Venezuela. Podrás coger diferentes números pero lo ideal es que cogas el número 104 que te deja en la terminal de autobús directamente sin transbordos.

Allí puedes tomar el autobús que va desde la terminal a San Jacinto tanto de Brasilia (19.000 pesos) como el de Rápido El Carmen (16.000 pesos). Tarda como dos horas y cuarto, más o menos.

Desde Santa Marta también puedes viajar a San Jacinto con Brasilia y cuesta 50.000 pesos.

En coche

Si vas en coche debes tener en cuenta que pasarás por dos peajes, el de Turbaco (2.900 pesos) y el de Gambote (7.800 pesos). No es muy recomendable conducir de noche si no estás acostumbrado a cómo se conduce en Colombia. El tráfico puede ser un poco loco.

En taxi

Nosotros elegimos coger un taxi homologado desde el centro hasta la terminal de autobús de Cartagena. Ellos tienen una tarifa estipulada por lo que sabrás el precio del recorrido desde el principio. Desde el centro de Cartagena a la estación cuesta 21.500 pesos aunque finalmente nuestro taxi nos lo dejó a 20.000 pesos (nunca hay que dejar de regatear)

Es interesante el camino, porque si solo has estado en la ciudad amurallada, playa de Bocagrande o en el barrio de Getsemaní notarás un gran cambio ahora. Verás barrios muy pobres como el barrio de San Francisco o el de la Candelaria que te dejaran con la boca abierta.

Una vez en la terminal cogimos el autobús a San Jacinto con la compañía Rápido El Carmen, y lo que te aconsejamos es que tengas cuidado de no sentarte justo encima de la rueda como nos pasó a nosotros o irás incómodo todo el camino.

En el transcurso del viaje, al autobús se subiran diferentes vendedoras. Te venderán gaseosas (2000 pesos), galletas (1000 pesos) y unas rosquitas que vuelven locos a todos. Nosotros las probamos y saben como a “gusanitos” sin sal.

Además en este autobús verás que hay gente que se sube aunque no tengan asiento para sentarse. No importa. Está permitido ir de pie en el interior. Además la música está bastante fuerte (ballenato) y habrá ocasiones en las que la gente tararea incluso las canciones.

Nuestro consejo es que apagues el aire acondicionado de tu sitio si no quieres morir congelado, y que disfrutes de la gente de tu alrededor. Los colombianos son muy amigables y enseguida te dan conversación.

En el propio autobús conocimos a una señora que nos dijo que vivía en San Jacinto cerca de donde estaba enterrado Andrés Landero (el rey de la Cumbia) y había un niño que el pobre se mareaba y no paraba de vomitar al que también estuvimos animandole.

Para bajarte en San Jacinto hay tres paradas: La Bomba (esta es la parada principal), Brasilia (es donde está la parada de autobús de esta compañía) y Ilda Lola (es la parada del centro y es donde nos bajamos)

¿Dónde dormir en San Jacinto?

Nos quedamos a dormir en el hotel: “Casa hotel Montes de María”. Es un hotel que está bastante céntrico que lo regenta el señor Juan y en la cocina la señora Magali. Ambos completamente encantadores que intentan todo el tiempo que tu estadía en el pueblo sea lo más agradable posible.

Lo mejor sin duda del hotel son los desayunos que son muy abundantes. Cada día además intentan que sean diferentes aunque nuestro preferido es el que tiene patacones, revuelto de verduras, yuca y suero. Para beber café solo (tinto) o jugo. El mejor jugo sin duda el de guanábana. Delicioso.

Contacto: Calle 20 Nº 42-07

juanconquett1709@gmail.com Móvil: (0057) 3002225155

san jacinto
Juan regando las plantas del hotel

¿Cual es la comida típica de San Jacinto?

Entre las comidas típicas está el chicharrón con yuca y suero, el ñame, plátano, aguacate y los sancochos. Hay unas galletas de queso que son muy queridas por los lugareños que se llaman “Galletas de Las Vásquez”.

Además tienen un plato que nos recuerda mucho a la crema de calabacin que se llama “mote de queso”.

¿Cómo se hace el mote de queso de San Jacinto?

Se hierve el ñame, y en otra sarten se fríe ajo, cebolla y mantequilla. También se hace a parte el “ahogado” que es tomarte, mantequilla y cebolla que luego servirá para acompañar a la sopa – crema de queso. También se hace el “machucho” que tiene ají, tomate y cebolla china (es delicioso)

Esta receta se come sobre todo en Cuaresma en el pueblo ya que la mayoría no come carne en estas fechas.

san jacinto
Mote de queso con distintos acompañamientos

¿Qué hacer en San Jacinto?

Comprar artesanía y otros productos

Si eres un amante de la música puedes comprar gaitas (las hay macho con dos agujeros o hembras con cinco) o tamboras y otros instrumentos.

Si lo que te gusta son las artesanías de las tejedoras, podrás comprar hamacas, mochilas, tapetes, ponchos y trabajos en croché. Para ello tienes que ir a la carretera troncal (la de circunvalación). Esta es la imagen más conocida del pueblo. Se trata de la carretera que circunvala el pueblo por donde pasan todos los camiones del mundo. Está llena de puestecillos con artesanías de todo tipo, pero sobre todo de hamacas.

San Jacinto es el rey de la hamaca grande. Y literalmente es una hamaca de matrimonio. Una obra de arte. Las hamacas que tienen de mayor calidad las tienen guardadas en el interior de la tienda para que no copien el diseño. Llegamos a ver hamacas de hasta 400.000 pesos.

Pero no solo están las hamacas grandes, también hay hamacas – cuna y hasta hamacas pequeñitas de decoración que cuestan entre 10.000 y 15.000 pesos.

Si quieres ser como un local más debes comprarte allí un sombrero “vueltiao”.

san jacinto bolivar colombia hamaca grande
Coloridas hamacas grandes de San Jacinto

Visitar el museo comunitario de San Jacinto

Este museo es un homenaje a la memoria histórica de este pueblo. Verás muestra arqueológica, artesanal y de folclore. Además, como curiosidad, está la réplica del Grammy que ganaron Los gaiteros de San Jacinto en el 2007 con su albúm “Un fuego de sangre pura”.

san jacinto colombia bolivar grammy rafael perez
Rafael Pérez junto a “su” Grammy

Comprar “bolis” en casa de alguna señora

Los bolis son helados de hielo hechos artesanalmente por las señoras en sus casas. Ellas hacen el jugo de tamarindo, guayaba… Y lo congelan envuelto en un fino plástico que venden a 200 pesos. Es refrescante ¡y muy sano!

En otras casas verás que venden lo que pueden para ganarse un dinerillo. Vimos muchas casas que vendían refrescos y también miel de abeja.

san jacinto colombia bolivar boli guayaba
Roberto a punto de terminarse su boli de guayaba

Visitar los talleres de los luthier de San Jacinto

Este pueblo está orgullosisimo de ser la cuna de la gaita. Puedes ir a ver cómo elaboran sus famosos instrumentos de música folclórica.

Contacto:

jaiderchadit@hotmail.com     Móvil: (0057) 3017426398

Conocer a la familia de Andrés Landero

Andrés Landero es el rey de la Cumbia. Famosisimo en países como México o Argentina. Y el mejor lugar para conocer su historia es en la Fundación Andrés Landero donde podrás conocer a su nieto Roberto y sus biznietos Andrés y Sofía que continúan con la tradición.

Allí tienen acordeones y tamboras, y no hará falta que les insistas mucho para que te hagan una demostración ya que llevan la música en la sangre.

Contacto: Móvil: (0057) 3004371042

san jacinto colombia bolivar landero andres fundacion cumbia
Algunos miembros de la Fundación Landero

Visitar la casa de una tejedora

Hay muchas tejedoras que tejen en su propia casa. Tuvimos la suerte de conocer a Gisela y Yulis que son hijas de Ledis. Unas grandes tejedoras con mucha fuerza y una gran sonrisa que ponerle a la vida.

Nos estuvieron contando el gran esfuerzo que hacen y que consideran que como todos los trabajos artesanales no están tan bien pagados. Ganan 25.000 pesos confeccionando una mochila que tardan dos días en hacer. Según ellas la mochila debería costar 50.000 pesos para que estuvieran bien remuneradas.

Lo mismo pasa con las hamacas. Tienen un precio de 150.000 pesos aproximadamente y para que las tejedoras se sintieran valoradas no dijeron que deberían costar 500.000 pesos.

san jacinto colombia bolivar hamaca tejedora
Una de las muchas tejedoras que hacen hamacas en casa

Caminata por senderos ecológicos

Puedes hacer una ruta de 6 horas por los senderos que llevan a los petroglifos: El Rastro, El Salto del Jaguar y el arroyo El Mico donde se cuenta la historia de los indígenas que vivieron allí. Además también podrás conocer los Montes de María y los afluentes.

Contacto:  Museo Comunitario de San Jacinto

Escuchar a la escuela de gaitas

El profesor es Rafael Pérez el compositor de la canción del albúm que ganó un Grammy: “Un fuego de sangre pura”. Es una verdadera gozada ver cómo niños pequeños tocan la gaita, maracas, tamboras y cantan acompañando al maestro. Nosotros tuvimos la oportunidad de verlos en el centro de la tercera edad del San Jacinto.

Contacto: Fundación Mi Gaita

rafaelperezgaitero1@gmail.com Móvil: (0057) 3017412830

san jacinto bolivar colombia gaitero rafael perez gaita
Gaiteros de Rafael Pérez

Conocer la única empresa cafetera de San Jacinto

Se llama Cerro Maco y es una pequeña empresa que apuesta fuerte por la producción de café del pueblo. Durante mucho tiempo debido a la violencia que vivió el pueblo no pudo cultivarse el café y los campesinos tuvieron que abandonar sus tierras. Pero ahora está surgiendo con fuerza.

No solo tienen café. Debes probar el cacao, está realmente bueno. Además lo lleva una pareja joven con mucha iniciativa y ganas de impulsar al pueblo.

Puedes conocer a esta empresa de tres maneras diferentes:

Visitando su asociación cultural donde además de enseñarte el proceso del café tienen un café teatro donde hacen eventos culturales. Es sin duda el sitio más moderno y bohemio de San Jacinto.

san jacinto
Cerveza de café en “Cerro Maco”

Tomándote un café orgánico en el Parque central. Es una cafetería pequeñita al aire libre que hay al lado del museo desde donde podrás divisar el parque central.

Haciendo la ruta del café. Tiene una duración de 6 horas y lo que haces es visitar los cafetales donde te explican el proceso de sembrado y recolección.

Contacto: Cerro Maco Café

Sentarte en el Parque central de San Jacinto

Es la plaza principal del pueblo y es el lugar de encuentro. Allí verás la iglesia (de forma peculiar), el museo y puestos de jugos de frutas, la panadería, tienda… De día es bonito sentarse justo en la puerta del museo donde verás que hay lugareños que están deseando hablar contigo.

De noche (y sobre todo el sábado) todo cambia. En el centro de la plaza hay muchos coches teledirigidos para que los niños jueguen, los adolescentes comen comida rápida colombiana y los adultos toman cerveza en la terraza de la panadería. Literalmente todo el pueblo se reúne allí.

Otra curiosidad de esta plaza es que constantemente pasan multitud de motos. Van sin casco, y no hace falta ni tener seguro ni carné. Y no siempre hay que ir de dos. Dentro del pueblo está permitido.

Y si los adolescentes y adultos van con sus motos por el pueblo, muchos de los pequeños van con sus bicicletas. Desde luego San Jacinto, es el pueblo de las dos ruedas. Suponemos que con el calor que hace es mejor ir así que caminando.

san jacinto bolivar colombia moto
Con Sandra eran cuatro, pero vimos motos con ¡hasta cinco personas!

Visitar la cumbre del Cerro Maco.

Esta montaña es la segunda más alta del Caribe colombiano después de “Santa Marta”. Y este sitio es muy especial para los santajacinteros. Es un montaña que está a 1.000 metros sobre el nível del mar y desde la cima se ve los pueblos de los Montes de María, el río Magdalena, y las fincas de cacao, aguacate…

san jacinto
Vistas desde la cima del Cerro Maco

Si quieres subir a la cima, tienes que saber que está custodiada por los militares por lo que no se puede ir por libre. Hay que pedir permiso.

Lo mejor es que hagas un escrito con tus datos, explicando porqué quieres visitarlo y te acerques al cuartel militar que está en el Parque Central de San Jacinto. Allí ellos estudian el caso y te dicen si puedes subir a la cima.

Puedes ir de dos maneras diferentes:

Haciendo un tour por los senderos ecológicos

Dura cuatro horas y te recomendamos que lo hagas bastante temprano, porque aunque en el Cerro Maco baja considerablemente la temperatura, durante el día hace muchísimo calor. Sobre todo entre las 12:00 y las 14:00.

Cogiendo una moto taxi

Este medio de transporte es bastante habitual en San Jacinto y son mucho los sanjacinteros que tienen una moto de marchas. Debido al  desempleo juvenil hay muchos que utilizan su moto como moto-taxi. El trayecto es duro, por caminos sin asfaltar y bastantes baches. Dura aproximadamente unos 45 minutos.

Festivales de San Jacinto:

La fiesta del pensamiento

Es un evento literario, de poesía y cultura. Se celebra desde hace 12 años en el municipio durante el puente de Reyes en el mes de enero.

El festival Nacional autóctono de Gaitas

Es un festival muy conocido en el país y que sirve para preservar las tradiciones culturales. Lleva más de 25 años celebrándose y se hace en agosto.

La feria artesanal

Lo organizan los artesanos de San Jacinto durante las fiestas patronales del mes de agosto para promover los productos artesanales de la zona.

El festival de la canción inédita

Es un evento musical de compositores que presentan sus canciones inéditas en un concurso que se hace todos los años en la calle 19 de San Jacinto durante los días 22 y 23 de diciembre.

Y como siempre decimos… Allá donde has sido feliz hay que volver. Nosotros volveremos a San Jacinto, ya que el pueblo entero nos acogió con los brazos abiertos. Un pueblo que sufrió mucho y que ya lleva años remontando con una fuerza increíble. ¡Viva San Jacinto!

8 Comentarios
Comparte

Comentarios

  1. José Carlos DS
    29 marzo 2018 at 2:59 pm

    Leyendo esta entrada justo a la hora de echarse la siesta y me encuentro con las hamacas gigantes. Pues no tienen mala pinta para echarse un rato, que se yo, un par de horas por lo menos jaja

    Un saludote.

    • Happy Travel
      31 marzo 2018 at 11:43 pm

      Jajajaja Y nosotros las hemos probado y te podemos decir que son comodiiiiisimas… 🙂

  2. DinkyViajeros
    29 marzo 2018 at 8:44 pm

    Una situación similar a la que describís en el autobús nos pasó a nosotros en Tailandia (frío y niño mareado incluidos 😅) pero la verdad es que este tipo de situaciones son anécdotas que forman parte del viaje…
    Qué curioso es que se permita entrar en las casas locales y sobre todo nos parece interesante poder visitar a las señoras tejedoras y a las que hacen “bolis”, jeje.
    Saludos.

    • Happy Travel
      31 marzo 2018 at 11:42 pm

      Esas anécdotas son las que hacen especiales los viajes… ¡Di que sí! 😉

  3. Omar Barboza
    29 marzo 2018 at 11:44 pm

    Hola! vengan a San Onofre, en Sucre, cerca a San Jacinto, se van a quedar encantados con toda nuestra cultura y nuestrs paisajes. Puedo guiarles mi numero es 3052967724

    • Happy Travel
      31 marzo 2018 at 11:42 pm

      ¡Nos lo apuntamos por si podemos volver a Colombia! ¡Muchas gracias!

  4. Jose Lop
    2 abril 2018 at 5:23 pm

    Que buena pinta tiene el “motede queso” de San Jacinto. No había oído hablar nunca de este lugar. Colombia tiene muchísimos rincones escondidos y con tanto amigo por allí mes tras mes Gloria y yo cada vez tenemos más ganas de ir por allí.

    Un abrazo

    • Happy Travel
      3 abril 2018 at 1:22 pm

      Este es uno de esos rincones escondidos que merece mucho la pena… ¡Animaos! 😉

Responde tu comentario:

Your email address will not be published. Required fields are marked *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.